ANTEOJOS
Biscutella glacialis Boiss.
(1492) CRUCÍFERAS

Hábitat: Pedregales y pastos de montaña Floración: De abril a agosto
Distribución: Endemismo bético Localización: Sierra Tejeda

 

Descripción
Las Biscutella son plantas herbáceas perennes que el pueblo ha bautizado con el nombre de anteojos por la forma de su fruto. La especie más común, la auriculata, se cría entre olivares, viñedos y barbechos, y se ha usado como diurética.
La especie glacialis se cría en la alta montaña y desconocemos sus virtudes medicinales. Se trata de una plantita de unos diez centímetros de alta, aunque puede alcanzar la treintena, con tallos cubiertos de pelos largos y casi desprovista de ellos en la parte superior. Las hojas basales están conformadas en roseta y tienen forma de hierro de lanza, suavemente dentadas, con rabillo, pelos largos llamativos además de otros cortos. Las hojas del tallo son estrechas y alargadas y los frutos alcanzan un centímetro de anchura por medio de alto.
Es indiferente al substrato y se ha encontrado en las cumbres de Sierra Nevada y otras montañas béticas, como Sierra Tejeda, donde la hemos visto en las cercanías de los picos más altos.